Desde los primeros años de este siglo, en La Valeta (Malta) las autoridades locales, ante la excesiva congestión de vehículos en el casco histórico, la “desprotección” de éste, la falta de uso de la bicicleta y, en definitiva, la mala imagen urbana que esto suponía tanto para los propios ciudadanos como para el exterior, buscaron la marginación del automóvil mediante la implantación de tarifas para los vehículos privados que acceden al corazón de la capital maltesa.

Aunque no trate directamente con bicicletas ni con infraestructura ciclista, sí que se ven implicadas indirectamente ya que la marginación del automóvil genera mayor protagonismo para el peatón y también para la bicicleta. Vemos este proyecto como un paso clave para la expansión y desarrollo de la bicicleta en el Centro Histórico, extendiéndose a toda la ciudad paulatinamente.

1

DESCRIPCIÓN DEL CONTEXTO

Malta es un Estado insular con una población de poco más de 400.000 personas. También tiene una de las tasas más altas de propiedad de vehículos en Europa. La dependencia del automóvil ha sido el resultado de un mayor desarrollo económico y la disponibilidad de renta disponible de los hogares, la integración relativamente baja entre el uso del suelo y la planificación del transporte, lo que lleva a las demandas complejas de viaje un alto estatus asociado con la conducción de un coche y un bajo estatus asociado con el autobús sobre la provisión de infraestructura vial con una inversión relativamente baja en el transporte público.

El Centro Histórico de la ciudad es la capital propiamente dicha, La Valeta (a la que se accede en vehículo mediante el barrio de Floriana) situada en una península en el Gran Puerto y fue construida como ciudad amurallada.

2

Dentro de estas murallas se encuentran las principales actividades turísticas y de empleo en Malta, generando una atracción de 10.000 vehículos al día. Esto ha llevado a la congestión y la contaminación y por lo tanto la disminución de las condiciones de vida de los residentes y visitantes por igual.

Demografía y emplazamiento

Las principales razones que nos llevaron a tomar La Valeta como referencia para la ciudad de Alicante fueron varias:

  1. Ciudad mediterránea
  2. Temperaturas anuales similares
  3. Latitud y Longitud similar a Alicante
  4. Ciudad eminentemente turística y de negocios
  5. Habitantes en área metropolitana, alrededor de 250.000
  6. Tamaño urbano similar a Alicante
  7. Centro Histórico de tamaño similar a Alicante

3

Grupos de población implicados. Características

Implicación de toda la población de la ciudad y su área metropolitana, pues la acción se lleva a cabo en el Casco Histórico, es decir, el lugar más concurrido por los habitantes del lugar (lugar de recreo pero mayoritariamente lugar de trabajo) y los turistas (lugar de recreo).

Cabe recordar que Malta se trata de una isla, por lo que la mayor parte de la gente propietaria de coche que transcurre por el centro urbano se trata de habitantes del área metropolitana que acuden a su lugar de trabajo o como simple espacio de recreo y paseo.

Teniendo en cuenta estos antecedentes, los grupos de población implicados en el proyecto llevado a cabo son:

COMERCIANTES

Mayor grupo implicado. Gestionan los comercios de la parte más concurrida de la ciudad y deben tener en cuenta la forma en la que acceden al Centro histórico.

TURISTAS

La zona de la ciudad donde se lleva a cabo la acción es donde se concentran el mayor número de turistas, por lo que estos también se verán beneficiados por las mejoras que el proyecto conlleve.

CONDUCTORES DE AUTOMÓVIL

Los mayores perjudicados por la implantación de la propuesta, verán dañado su presupuesto por su condición de conductores de vehículos privados.

PEATONES

Beneficiados por la propuesta, ganan protagonismo en la ciudad.

CICLISTAS

También beneficiadas, la propuesta fomenta su uso por parte de los ciudadanos y visitantes al reducir el número de vehículos privados en el Centro. Mayor demanda y facilidades para la bicicleta.

ORGANISMOS MUNICIPALES Y ESTATALES (Autoridad del Transporte de Malta (ADT), Gobierno De Malta, Ayuntamiento De La Valeta)

Gran implicación ya que gestionarán la implantación y desarrollo del sistema.

 

La exención de tasas afectará a los siguientes grupos de población:

RESIDENTES

MOTOCICLISTAS

VEHÍCULOS ELÉCTRICOS

TRANSPORTE PÚBLICO

VEHÍCULOS DE SEGURIDAD Y EMERGENCIAS

COCHES PARA MINUSVÁLIDOS RESIDENTES O TRABAJADORES EN LA VALETA

 

Además, los siguientes agentes también se ven implicados:

PARKINGS PÚBLICOS (PARK & RIDE)

La idea de que los ciudadanos aparquen fuera del centro urbano es fomentada con la implantación de áreas de estacionamiento “extramuros”, como la de Floriana.

CVA TECHNOLOGY COMPANY LTD.

Este será el sistema encargado de controlar el acceso de los vehículos al centro urbano, mediante el uso de sistemas electrónicos (cámaras, centro de datos, etc.).

TRANSPORTE PÚBLICO

Verá ampliado su horario y flota, debido a la mayor demanda por parte de la población residente y visitantes, pero tendrá exención de tasas.

EMPRESAS DE TELECOMUNICACIONES

Proporcionarán los medios necesarios para la implantación del sistema CVA (Controlled Vehicular Access System).

DESCRIPCIÓN CRONOLÓGICA DE LAS ESTRATEGIAS

Como dijimos, desde las dos últimas décadas del siglo pasado, el aumento de la renta media familiar en los hogares malteses, unido a la mala infraestructura del transporte público y la nula promoción del uso de la bicicleta hizo que se dispararan las ventas de vehículos privados y su uso en la isla principal de Malta, donde se encuentra la capital y su área metropolitana.

4

Como vemos en el gráfico, la mala organización del transporte público conllevaba una disminución de los viajes en los medios de transporte municipales,  y esto, a su vez, hacía que los vehículos privados fueran aumentando.

Se llegaron a alcanzar altísimos niveles de motorización (670 vehículos por cada 1000 habitantes), donde el 76 % de la flota de vehículos eran privados y llegando a alcanzarse los 130 vehículos por kilómetro de carretera construida.

5

Cronológicamente, los acontecimientos se desarrollaron de la siguiente forma:

–          El aumento del número de vehículos hizo que a mediados de los 90, el Gobierno introdujera una tasa fija anual (V-license) para disuadir a los vehículos a entrar en La Valeta. Sin embargo, con aumento de la riqueza, más y más coches optaron por pagar el impuesto anual y acceder a las históricas calles estrechas del Centro Histórico.

6

Al final, el V-license terminó siendo otro mecanismo de generación de dinero para el Gobierno, al tiempo que restringía el acceso a la ciudad para aquellos que no podían pagarla. Los pasajeros terminaron pagando un precio muy pequeño (€ 46) para entrar y aparcar en la ciudad durante todo el año, mientras que los visitantes ocasionales fueron disuadidos, ya sea porque no tenían el V-license o porque no lograban encontrar aparcamiento cerca del Centro.

–          En 2004, el Gobierno de Malta recurrió a un equipo de expertos para examinar las diversas medidas necesarias destinadas a la mejora de la accesibilidad a La Valeta y Floriana. Los objetivos del Libro Blanco (White Paper) fueron destinados a mirar de manera integral la mejora de la accesibilidad, reducir la congestión y la reactivación del centro comercial (Centro Histórico) de La Valeta, mejorando sustancialmente el papel del peatón y la bicicleta en la ciudad.

7

(Medidas para disminuir el número de coches y su uso)

–          La estrategia Valletta Strategy salió a la luz, siendo publicada para consulta en julio de 2005. Esto incluyó una serie de proyectos, incluyendo:

1. La explotación de un aparcamiento disuasorio en Floriana, con el servicio Floriana-La Valeta.

2. Reemplazo de la V-license por un pay-as-you-go con tarifas de acceso y estancia en La Valeta controladas por horas (el sistema Vehicular de Acceso Controlado à CVA).

3. La ampliación de la zona peatonal en el centro comercial de la ciudad.

4. La introducción de radiotaxis eléctricos dentro de los límites de La Valeta.

5. La reintroducción de los transbordadores de mar, que une La Valeta a las ciudades costeras en Malta, y la utilización de las acequias históricas que separan Floriana y La Valeta para proporcionar estacionamiento, así como las conexiones verticales (ascensores) desde los lugares de atraco de los transbordadores marinos hasta el centro de la ciudad.

–          Finalmente, en julio de 2006, tras 12 meses de período de consulta y sin haber encontrado oposición por parte política y ciudadana, el Gobierno publicó su decisión de implementar estos proyectos.

En noviembre de 2006, el  aparcamiento disuasorio (Park and Ride) en Floriana empezó a funcionar. El funcionamiento de este aparcamiento consiste en que el propietario deja su vehículo en el parking, y desde este, cada media hora, parten microbuses hasta la entrada del Centro Histórico; desde ese mismo punto partirán los microbuses de vuelta al parking. Dentro de los tres primeros días de funcionamiento, las plazas de aparcamiento se utilizaron en su totalidad, siendo los usuarios residentes en La Valeta y nuevos visitantes de la ciudad.

8

9

–          El 1 de mayo de 2007, el sistema Vehicular de Acceso Controlado (CVA) se puso en marcha. Esta suponía la medida vertebradora de la marginación del automóvil en La Valeta.

El sistema funciona con cámaras que utilizan reconocimiento automático de matrículas (ANPR) en todos los puntos de entrada/salida y carga de los vehículos en función de su estancia en la zona delimitada. CVA Technology Ltd se adjudicó la licitación para operar este sistema. Los objetivos principales eran reducir el tráfico diario (motivos laborales) y el problema del aparcamiento (espacio y tiempo). Al mismo tiempo, la zona peatonal se amplió para incluir la segunda calle comercial de La Valeta. Esto redujo considerablemente el tráfico de la zona y mejoró el entorno general para los compradores y los ciudadanos en general.

10

11

Varias exenciones y reglas de facturación flexibles hacen de este sistema el siguiente paso evolutivo de sistemas como las Tarifas de Congestión de Londres. Excepto el cambio de tarifa según el momento de pago (con incentivos/penas financieras por pago anterior/tardío), las diferencias principales con el sistema de Londres incluyen pagos adelantados no específicos de día, pago por cada hora de estancia en vez de tarifas diarias, un cobro máximo diario (8 horas) y estancias gratuitas (es libre si la duración es inferior a 30 minutos o si el vehículo entra dentro del grupo con exención de tasas).

La ciudad amurallada quedó de esta manera “controlada” con la puesta en marcha de varios puntos de control:

–          4 puntos de acceso (IN)

–          5 puntos de salida (OUT)

–          3 puntos mixtos de acceso y salida (IN/OUT)

12

En cuanto a horarios, los peajes se cobrarán a los vehículos que se encuentren dentro de la zona amurallada entre:

-De lunes a viernes: 8.00-18.00 h.

– Sábados: 8.00-13.00 h.

– Resto de horarios y Días Festivos hay exención de tasas para todos los vehículos.

Las tarifas dependerán de la duración de la estancia del automóvil, siendo las que siguen:

  • 30 minutos o inferior, gratis
  • Hasta una hora (de 30 a 60 minutos): 0.82 €
  • Cada 30 minutos adicionales: + 0.82 €
  • Máxima tarifa diaria: 6.52 €

13

¿Cómo se abona la tarifa correspondiente?

La tecnología del reconocimiento automático de matrículas (ANPR) y los sistemas de cámaras vigilan y fotografían los vehículos que entran y salen de los límites amurallados del CVA.

Este sistema calcula automáticamente el tiempo que el vehículo se mantuvo dentro de los límites del CVA y finalmente calcula la cuota en concepto de acceso y estacionamiento sobre la base de las tarifas emitidas por el gobierno maltés.

Aunque las cuentas son regularmente enviadas a los propietarios de vehículos por correo ordinario, tienen la posibilidad de comprobar su estado de cuenta CVA ya sea por contacto con el servicio de asistencia CVA o registrándose en la web correspondiente de este centro.

Una vez confirmado el pago por el acceso y el estacionamiento en La Valeta se puede efectuar por correo, por Internet y por vía bancaria.

Como comentamos, se aplican incentivos pre-pago y penalidades por demora.

–          En julio de 2007 se pusieron en marcha los radiotaxis eléctricos mientras que la licitación para la operación de los transbordadores al mar está aún en fase de adjudicación.

MALTA Y LA BICICLETA

El alto porcentaje de vehículos privados circulando diariamente en la isla hizo que paralelamente a la implantación de estos sistemas destinados a su marginación, se empezara a mirar a la bicicleta como un sistema alternativo al automóvil.

Con esta situación, en el año 2006, la Autoridad del Transporte Malta introdujo los primeros carriles para bicicletas en el país con el fin de promover y alentar a más personas a utilizar la bicicleta como una alternativa más ecológica al uso del coche privado.

Al principio los ciclistas no solían utilizar los carriles-bici, ya que constituían superficies poco seguras, principalmente atribuibles a una mala planificación. Aunque inicialmente los conductores no siempre respetaban estos carriles, la situación ha mejorado considerablemente.

El bajo número de carriles-bici hizo que los ciclistas también estén autorizados a utilizar los carriles bus. Sin embargo, el ciclismo no está permitido en los túneles. Los pocos carriles-bici tienden a terminar y comenzar de manera irregular.

Sin embargo, a pesar del apoyo del Gobierno de Malta al desarrollo sostenible y no contaminante respecto a los medios de transporte, lamentablemente no existe un programa nacional coherente y específico dirigido a fomentar el ciclismo; tan sólo medidas dispersas: carriles inconexos, aparcamiento de bicicletas, etc.

Es cierto que medidas como la implantación de los peajes al automóvil hacen que las bicicletas se vean favorecidas ya que ganan protagonismo junto a los peatones en la nueva concepción del Centro Histórico de las ciudades pero no es suficiente, ya que deben ir acompañadas de otras medidas que incidan directamente en la bicicleta (sistema de bicicletas públicas, bancadas cada 300 metros, infraestructura: carriles y pistas bici) para tener una completa implantación y un desarrollo óptimo. Aquí entran en escena medidas directas, como pasa en Lyon.

14

RESULTADOS DE LA IMPLANTACIÓN

Tras la implantación y desarrollo de los peajes en el Centro de la ciudad, tanto el tráfico de coches como el número de plazas de aparcamiento se vieron sustancialmente mejorados.

El número promedio de los coches que entran actualmente en La Valeta todos los días laborables es de 7.800, en contraste con los 10.000 vehículos que entraban anteriormente con el régimen de V-license.

Por tanto, las cifras muestran una caída del 22 por ciento en el número total de automóviles individuales desde que la CVA se introdujo. Esto se traduce en una drástica reducción de la congestión del tráfico dentro de la zona controlada de La Valeta ya en los primeros días del CVA.

Las estadísticas de los coches que entran en La Valeta nos  muestran que alrededor de 2.000 de ellos pertenecen a residentes, por lo que están exentos de cualquier pago del CVA. Eso significa que casi 6.000 coches visitan La Valeta todos los días desde el exterior, incluso ahora que el CVA se encuentra vigente.

En los primeros meses de funcionamiento, la duración media de la estancia de un vehículo en la zona de carga se redujo de 3,5 horas en octubre de 2006 (antes de la implantación de la medida) a 2 horas en mayo y 1,45 horas en junio, ambos en 2007 (una vez instalado el sistema).

Además, la Autoridad del Transporte de Malta (ADT) registró una caída del 60 por ciento en las pernoctaciones de automóviles por parte de no residentes durante más de ocho horas. Sin embargo, se ha producido un considerable aumento del 34 por ciento en vehículos pertenecientes a no residentes que visitan la ciudad por una hora o menos.

En lo que respecta a las plazas de aparcamiento, alrededor de 400 plazas se encuentran disponibles a cualquier hora del día en la zona controlada, sobre todo en áreas como la Freedom Square y Palace Square, emplazamientos estratégicamente situados a la entrada del Centro Histórico y lugar de aparcamiento utilizado mayoritariamente por residentes malteses antes de la implantación del CVA.

INICIATIVAS PARA LOS COMERCIANTES

Los dueños de restaurantes y tiendas pueden proporcionar una hora o un día entero de aparcamiento gratuito en La Valeta, dependiendo de la cantidad de dinero que los clientes han gastado en sus establecimientos. Organizadores de conferencias y propietarios de empresas también pueden utilizar el sistema de una manera excepcional, proporcionando a sus delegados y empleados una determinada cantidad de tiempo de estacionamiento gratuito en la zona de CVA.

INCONVENIENTES Y DESVENTAJAS

A pesar de las ventajas y los logros que el sistema ha conseguido, también ha llevado consigo algunas desventajas y problemas.

Varias denuncias han sido presentadas por las empresas de telecomunicaciones contra el sistema CVA, teniendo que ver con los costos de implantación del sistema; alguna otra también ha sido presentada contra el estacionamiento disuasorio, estando relacionada con la pérdida de tiempo que éste genera.

Las quejas de algunos ciudadanos vienen apoyadas en que se tardan alrededor de 50 minutos al día en encontrar un espacio para estacionar en el aparcamiento disuasorio, y que “en este tiempo que vivimos las pérdidas de tiempo se ven traducidas en una gran pérdida de dinero”.

El pago de las tarifas no suele hacerse en el plazo estimado (primer mes después de que llegue el correo al propietario del vehículo), por lo que el número de sanciones no es escaso, conllevando los correspondientes períodos de trámite y consiguiente retraso en toda la organización del sistema.

Por ejemplo, tras el primer año natural desde la implantación del sistema, un portavoz del Gobierno aseguró que “273.070 € de los 798.983 € estaban pendientes de pagar a las arcas del Estado”.

Algunos colectivos de comerciantes aseguran que “hay que tener en cuenta que teniendo un negocio en La Valeta, un coche es una pieza esencial del equipo, ya sea para recoger y entregar artículos en tiendas, para ejecutar otros quehaceres,… y estos movimientos de entrada y salida de La Valeta no se puede hacer dentro de los 30 minutos de libre CVA”, lo que significa que tienen que sufrir la carga efectuada por la organización.

Estos comerciantes proponen bajar las tarifas de acceso a la zona controlada, con tal de que la cantidad a pagar anualmente salga a unos 100 € por propietario.

POR QUÉ ES UN CASO EJEMPLAR

SOSTENIBILIDAD SOCIAL

La recuperación de la identidad del Centro Histórico de La Valeta como centro turístico y comercial de Malta fue el objetivo primordial a la hora de implantar las medidas de marginación del automóvil privado.

El rescate del carácter del Centro traía consigo un protagonismo primordial del peatón, ya que además de disminuir el tráfico de vehículos, el espacio dedicado al peatón se veía ampliado con la peatonalización de más calles en el Centro.

Se consigue pues una ampliación del espacio público, una cohesión mayor de la ciudad como espacio habitable y una identificación mayor del ciudadano con el espacio donde se encuentra; aparece una mayor cohesión social, reforzada por estas acciones.

Diferentes estrategias encaminadas a devolver cohesión, actuando como acupuntura urbana, pasando el papel principal del automóvil al peatón y la bicicleta.

15

SOSTENIBILIDAD CULTURAL

Tendencia a la aparición de la cultura del No-Coche como medio de protección de los Centros Históricos de las ciudades y como vuelta a la esencia de los mismos; la ciudad libre de coches, donde el peatón y la bicicleta puedan disfrutar sin la presencia excesiva de vehículos motorizados.

El Centro de La Valeta siempre ha sido el centro cultural de Malta, donde se encontraban los edificios  más representativos de la historia del país.

Reconocida Patrimonio de la Humanidad en 1980, a principios de esta década surgió el boom del automóvil, con lo que se llegó a temer por el patrimonio artístico y cultural de la ciudad debido a la alta congestión de automóviles en el Centro. Por esto, se introdujeron diversas medidas (V-license) con la finalidad de reducir los serios problemas de tránsito y estacionamiento, particularmente durante la temporada alta de turismo, como un esfuerzo para preservar sus edificios y lugares históricos, así como para mejorar la calidad del ambiente urbano, reducir la contaminación y mejorar su atractivo turístico, induciendo un mayor acceso a pie y en bicicleta hacia el Centro Histórico.

16

SOSTENIBILIDAD ECONÓMICA

El dinero empleado para implantar el sistema y las tecnologías que conlleva salió de las arcas estatales del Gobierno de Malta, ya que fue este quien impulsó las medidas de marginación del automóvil.

A pesar de que el Gobierno de Malta ganaba una gran cantidad de dinero con el anterior sistema V-license, vemos que con el sistema actual tiene aún más ganancias a pesar de que el número de vehículos que acceden al Centro ha disminuido alrededor de un 22 %.

32.000 vehículos anuales inscritos en V-license x 46 euros = 1.472.000 euros

5.800 vehículos diarios en zona controlada por CVA x 2 €/media x 365 días/año = 4.234.000 euros

El sistema es supervisado por el Gobierno de Malta, pero CVA Technology Limited es la empresa responsable de su gestión.

Con esta situación, las ganancias del sistema suman una media anual de 800.000 €.

La ventaja de esta tarifa desde el punto de vista económico es que siempre va a tener usuarios (comerciantes y en menor medida turistas) por lo que siempre va a salir rentable y no tendrá pérdidas.

Al dinero que el Gobierno recauda por las tarifas de congestión hay que sumar las ganancias del estacionamiento disuasorio, sustentado sobre todo por los turistas que vienen en coche desde otras partes de la isla, y del cual se lleva una parte de las ganancias.

17

SOSTENIBILIDAD MEDIOAMBIENTAL

Quizás el aspecto más representativo de la propuesta, debido a que sus pilares básicos consistían en reducir el tráfico (contaminación ambiental y sonora) y devolver la vida al corazón de la ciudad, esto es, con el mayor protagonismo posible para el peatón y el acceso al Centro mediante formas de movilidad sostenible (la bicicleta) ya que el espacio peatonal se vio ampliado.

Prueba del éxito de la propuesta es la reducción de los vehículos que diariamente entran en la zona controlada (con la consiguiente reducción de la contaminación emitida), lo que prueba que la idea del Gobierno de cambiar el sistema V-license por el sistema CVA fue un éxito también desde el punto de vista medioambiental.

18

ENLACES Y REFERENCIAS

–          http://es.wikipedia.org

–          http://www.timesofmalta.com

–          http://www.eltis.org

–          http://www.cva.gov.mt

–          http://www.maltamedia.com

Anuncios